Formación online: una manera de mejorar tu futuro

Realizar un curso presencial no siempre es posible. La formación online es una gran alternativa

Vivimos en una sociedad que nos obliga a llevar un ritmo frenético. Tanto que a menudo no tenemos tiempo de hacer casi nada, por lo que es muy complicado cuadrar nuestro horario para incluir algo nuevo, como una formación. Sin embargo, es evidente que para progresar, en especial a nivel profesional, nos hace falta seguir formándonos. No solo en las tareas que posiblemente estemos realizando ya, sino para incrementar nuestros conocimientos de cara al futuro. La formación online puede ser la mejor solución.

Los desafíos de quienes quieren formarse mejor

No hay duda de que uno de los peores enemigos que tenemos hoy es el tiempo. Sobre todo si estamos inmersos en el mundo laboral, posiblemente nos parezca que no hay horas suficientes para hacer las cosas. Y mucho menos dedicarnos a estudiar.

Sin embargo, es sumamente importante mejorar siempre nuestra formación. Por eso vemos muchos cursos, tanto relacionados con nuestra actividad como de otras materias, que nos pueden resultar muy atractivos. El problema es que un curso presencial no siempre es factible. Ni siquiera poder dedicar tiempo a la misma hora cada día para aprender. Por eso es tan útil para la formación el uso de las nuevas tecnologías, en especial Internet.

Ventajas de los cursos online

La lista de ventajas que tienen los cursos educacion homologados a través de una plataforma en línea es bastante extensa. Para empezar, disponemos de una flexibilidad que no ofrecen las academias normales. Esto nos ayuda a encontrar no solo el curso que más nos interesa, sino poder aprender a nuestro ritmo, aprovechando el tiempo libre del que disponemos, que no siempre es predecible.

Para acceder a una formación lo único que hace falta es tener un dispositivo con conexión a la red. Algo que es muy fácil hoy, ya que aún sin estar en casa todos podemos usar nuestros teléfonos inteligentes, entrar en la plataforma y utilizar esos momentos que a veces se nos quedan en blanco. Por ejemplo, cuando vamos en transporte público o estamos esperando a que nos atiendan en algún lugar. Se pueden repasar lecciones o adelantar un poco en determinadas materias. Y lo mejor de todo es que podemos parar en cualquier momento. Así es el curso el que se adapta a nuestras circunstancias y no al revés.

Otro de los beneficios de esta formación es el precio que tienen los cursos. Al no depender de personal físico para impartirlos, de unas instalaciones a las que acudir y que requieren de un mantenimiento ni de libros en soporte físico siquiera, los costes se pueden reducir bastante. Esto hace que sea mucho más asequible formarse, lo que convierte en accesible algo que en otras ocasiones solo estaba reservado para algunos bolsillos.

Una ventaja más, aunque no la única, es que los estudiantes aprendemos a ser más responsables. ¿Por qué? Porque aunque podamos estudiar a nuestro ritmo y no estar pendientes de horarios o de tener que ir a un centro, si realmente queremos formarnos tenemos que organizarnos y aprovechar mejor nuestros recursos. Algo que nos es de gran ayuda a nivel competitivo, porque en muchas empresas se valoran estas habilidades, sea cual sea el mercado al que se dirigen. Cada vez son más los responsables de recursos humanos que buscan entre los talentos de los candidatos la capacidad de ser autodidacta. La formación online potencia esta capacidad.

Cursos homologados, los más recomendables

Dentro de la formación en línea podemos distinguir entre dos tipos de cursos. Los que no cuentan con una homologación oficial, aunque algunos de ellos otorguen un diploma al terminar, y los que sí. La diferencia entre unos y otros es bastante notable, por lo que conviene saber de qué tipo de formación se trata antes de empezar.

Si realizamos una formación que no tenga el respaldo de un centro homologado, no significa que el curso sea de mala calidad o no nos permita conseguir conocimientos útiles. Hay gente que ofrece sus conocimientos en vídeo o a través de otro medio y puede servirnos si queremos aprender algo para uso personal. Aunque difícilmente podremos acceder a una mejora en nuestro empleo o a cambiar de puesto. Por tanto, esta formación está muy limitada.

Ideal para quienes quieren evolucionar o cambiar de empleo

 Los cursos online son la mejor manera de convertirse en profesionales, no solo del trabajo que se realiza en estos momentos, sino sobre todo para quienes no se conforman y buscan un cambio. Hay gente que se siente un tanto estancada en su trabajo y busca nuevos horizontes. Por ejemplo convirtiendo una afición, como el deporte o la vida saludable, en su futuro trabajo.Muchos de ellos permiten formarse mientras se trabaja, ya que como se suele decir, hay que ganarse la vida mientras llega la oportunidad de avanzar.

La formación en línea es, como hemos visto, flexible y práctica. Nos permite ir a nuestro ritmo y no depender de horarios rígidos ni tener que hacer ajustes para ver si podemos estudiar o no. Hay quien avanza muy deprisa, más que si estuviera en una universidad, porque tiene más tiempo o consigue aprenderlo todo antes, mientras que otros van poco a poco. En cualquier caso, el resultado es el mismo: convertirse en el profesional competitivo que hoy se pide en cualquier tipo de empleo.

 FUENTE: https://www.diariobahiadecadiz.com/noticias/el-resto-del-mundo/formacion-online-una-manera-mejorar-futuro/
Recommended Posts

Leave a Comment